Paraguay pidió suspensión de cobro de peaje sobre el río Paraná y Argentina no responde aún

La Cancillería paraguaya contactó con su par argentino con el objetivo de que el vecino país suspenda el cobro de peaje sobre el río Paraná a los navieros paraguayos. Hasta ahora, Argentina no responde. Mientras tanto, el canciller paraguayo, Julio César Arriola, dijo hoy que hay buena predisposición en la Cancillería argentina para dialogar sobre el tema. «Estamos buscando la solución y primero queremos tener informaciones directas de los propios sectores involucrados», señaló.

«Ante la difusión en la fecha (30 de diciembre) de la Resolución 1023/2022, del Ministerio de Transporte de la República Argentina, que establece una tarifa para el tránsito por la Hidrovía Paraguay-Paraná, en el tramo Confluencia-Puerto de Santa Fe, el Ministerio de Relaciones Exteriores de la República del Paraguay tomó contacto con las autoridades del vecino país a fin de suspender la aplicación de la medida prevista a partir del 1 de enero de 2023, en atención a que la situación no ha sufrido modificación y los argumentos manifestados por la contraparte paraguaya siguen vigentes», dice un informe de la Cancillería paraguaya.

Termina el informe señalando «a fin de evaluar los cursos de acción adicionales a ser definidos» está invitando a los sectores involucrados a las reuniones.

Unite al canal de La Tribuna en Whatsapp

Arriola dijo hoy, lunes 2 de enero, que la Cancillería está buscando la solución, pero seguirá con su ronda de reuniones con los navieros para consensuar el reclamo. «Estamos buscando soluciones, primero nos vamos a reunir con todo el sector de nuestro país. Estamos seguros que no corresponde la medida que están tomando y vamos a conversar sobre esa medida. Nosotros vamos a defender todos nuestros derechos con relación a la navegabilidad. Encontramos una buena predisposición del canciller argentino. El tema hidrovia para nosotros es fundamental y vamos a defender los intereses de la República del Paraguay», manifestó Arriola, en una entrevista con Radio Cáritas.

El Gobierno argentino ya venía anunciando el cobro de peaje. Ante el reclamo de los paraguayos, había aceptado una tregua de 180 días para analizar su decisión de aplicar un peaje a un tramo de la hidrovia. Sin embargo, desde el primero de enero cobra un peaje de 1,47 dólares por tonelada para el transporte, en el tramo del río Paraná comprendido entre el Puerto de Santa Fe (Km 584 del río Paraná) y la Confluencia con el río Paraguay (Km 1.238 del río Paraná).

La decisión del gobierno argentino tiene un tufo a revancha por un supuesto acuerdo entre Paraguay y Estados Unidos de América para la vigilancia de militares norteamericanos de nuestra hidrovia.

Reunión será este martes 3

Juan Carlos Muñoz, director del Centro de Armadores Fluviales, dijo que esta medida es un golpe económico para su sector. «El viernes recibimos la publicación. Cancillería hizo el reclamo el 30 a la tarde, se había establecido un periodo de 180 días de tregua, lastimosamente esa resolución viene de contramano, nos tomó por sorpresa, esperábamos que el Gobierno argentino cumpla”, expresó Muñoz en diálogo con la 780 AM.

Indicó que “el costo logístico para el comercio exterior paraguayo es de 40 a 50 millones de dólares, a lo que se suma el perjuicio de la bajante del río que de por sí dificulta la navegación. Este martes se prevé una reunión en la Cancillería Nacional, para analizar los pasos a seguir, luego de esta resolución que infringe lo acordado en noviembre”, anunció.

“La medida no solamente es irregular por incumplir lo conversado, sino también porque un peaje se justifica solamente cuando se ejecutan obras y cuando existe una charla y una negociación antes”, señaló.