Justicia colombiana condena a 39 años de prisión a una procesada por el crimen de Pecci

La Justicia de Colombia condenó a 39 años de prisión a Margareth Chacón Zúñiga, por haber participado en el asesinato del fiscal paraguayo, Marcelo Pecci, que se produjo el 10 de mayo de 2022 en la isla Barú, Cartagena de Indias, Colombia. Chacón Zúñiga fue hallada culpable de delitos de homicidio agravado y portación ilegal de armas durante el juicio sobre este caso.

La condena fue divulgada este jueves, aunque la misma ya estaba firmada por el juez de la causa durante el mes de enero de este año. Mediante la publicación, se conocen más detalles sobre el fallo, especialmente, la cantidad de años de prisión que aún no se había divulgado. Justamente, según el fallo, la participación de Chacón fue clave porque habría colaborado en la idea de la planificación de la misma. No obstante, ella no aceptó su culpabilidad como lo hicieron otros procesados que consiguieron rebajar las penas. Ahora, su defensa, anuncia que apelará el fallo.

Los 39 años de prisión sería la sumatoria de 420 meses de cárcel por homicidio agravado y 48 meses por portación ilegal de armas. Según la condena, Chacón colaboró en la logística para el asesinato e inclusive en el transporte de las armas. El crimen se había consumado cuando Marcelo Pecci estaba en Barú, pasando la luna de miel con su esposa.

Unite al canal de La Tribuna en Whatsapp

Ya fueron condenados en el mismo caso la pareja de Chacón, Andrés Felipe Pérez Hoyos; su hermano, Ramón Emilio Pérez Hoyos, y Francisco Luis Correa Galeano. Según la Fiscalía, está demostrado que Chacón estaba en el equipo para la planificación y ejecución del crimen. Chacón aportó la parte logística para el atentado.

En principio, la Fiscalía de Colombia pidió 42 años de cárcel para la procesada, pero al final, consideró que está conforme con la resolución del Juzgado. El frondoso expediente contiene datos como que Chacón Zuñiga participó en varias reuniones 5 días antes de ejecutar la muerte de Pecci. Las reuniones fueron en Medellín (Antioquia), Aguachica (Cesar) y en Cartagena (Bolívar).