Duras críticas y crudo análisis de la realidad del país desde el inicio del novenario

Desde el primer día del novenario a la Virgen de Caacupé, los obispos dejaron posturas claras de la Iglesia Católica a las autoridades del Estado, la realidad nacional estuvo arraigada en cada homilía que se escuchó desde el púlpito de la Basílica de Caacupé en estos nueve días previos a la misa central que se realizará este 8 de diciembre.

Prácticamente todos los líderes de la iglesia paraguaya, compartieron la visión actual en el trascurrir del novenario a la virgen, la corrupción que amenaza a las altas esferas fue prácticamente citada a diario en cada sermón. Las necesidades sociales, esa “viga” que tienen los políticos enfrente de cada uno y siempre es ignorada, no pasó de largo en la casa de la madre de los paraguayos.

Anexo C

El primer día de la novena, estuvo a cargo del vicario de la Diócesis del Alto Chaco, Denis Antunes, quién urgió respuestas a las autoridades, habló de las necesidades que bien conoce pasan en el Alto Chaco, el atropello a la Constitución que impunemente se da a la vista de todos por parte del Gobierno de Santiago Peña y tuvo tiempo aún para hablar del Anexo C de la Itaipú Binacional, próximo a iniciar.

Unite al canal de La Tribuna en Whatsapp

Familia y género

En el segundo día de la serie de homilías, el presbítero Blas Ávalos, administrador apostólico de la Diócesis de Villarrica, dio mucho énfasis al significado de la eucaristía, ese momento de relación con Dios y encuentro íntimo con Jesucristo. A partir de allí, el sermón fue yendo hacia el lado de la defensa de la familia y que la identidad como femenino y masculino somos todos desde que nacemos. Además tocó otros asuntos que tienen que ver con la pobreza en nuestro país, un mal que se tiene que reducir.

Agua en el Chaco, cárceles y carencias en sistema sanitario

El cardenal Adalberto Martínez, el religioso con mayor rango en la jerarquía católica paraguaya, dirigió el tercer día del novenario, dando mayor énfasis a la falta de agua potable en el Chaco, donde sus pobladores deben recorrer kilómetros para conseguir el vital líquido por falta de políticas serias del Estado. No olvidó de las necesidades y hacinamiento que se viven en las cárceles, donde existen personas que llegaron por una falta de oportunidad, estudios y empleos.

Martínez no dejó pasar la situación de enfermos y sus familiares, que se encuentran en diferentes nosocomios del sistema de salud. Recordó que la atención de la salud podría mejorar substancialmente si se administran los fondos públicos con honestidad y patriotismo.

La raíz de la violencia

En el cuarto día, subió a dirigirse a los fieles el obispo de la Santísima Concepción, Miguel Ángel Cabello, y su sermón se desarrolló en base a la violencia que sufre el Paraguay, así como la corrupción en las instituciones, la delincuencia, la ambición desmedida y la búsqueda del enriquecimiento a toda costa, la práctica del fraude, del robo, tienen en gran medida su raíz en una población que no cree en Dios, que quizás ora, pero lo hace mal, sin el ánimo adecuado y sin proyecciones en la vida.

Cambio climático

El monseñor Mario Melanio Medina, estuvo a cargo del quinto día del novenario a la Virgen de Caacupé, su críitica se dirigió a más tierra para campesinos e indígenas, criticó la codicia de las autoridades que despilfarran el dinero público y les advirtió que tomen en serio el cambio climático. El obispo emérito de Misiones, exhortó a quienes asistieron a admirar la creación y cuidar la tierra, haciendo un llamado a las autoridades para tomar conciencia en temas climáticos.

Tierras de indígenas, deforestación y falta de energía y agua

En la misa del domingo, correspondiente al sexto día del novenario, tomó la palabra el representante del Bajo Chaco, padre Miguel Fritz, administrador del Vicariato del Pilcomayo. Se centró en la tierra de los indígenas y dijo que a la tierra indígena no se toca, los que invaden tierra indígena, están en pecado, los que desalojan injusta y violentamente a territorio indígena, están en pecado.

Además dedicó unas palabras para considerar la deforestación que se vive en el Chaco y pidió a la ANDE y a la Essap a que atiendan la creciente demanda de energía eléctrica y agua potable que tienen los ciudadanos.

Fenómenos contemporáneos y educación

Monseñor Pedro Collar Noguera, obispo de San Juan Bautista Misiones, tomó el sermón del séptimo día del novenario. Pidió reflexión sobre desafíos que enfrenta la sociedad paraguaya, marcados por cambios vertiginosos y exponenciales. Collar abordó fenómenos contemporáneos, como el relativismo que al cerrarse a la verdad, también se cierra a Dios, generando un ‘‘libertinaje que corrompe’’.

En un momento resaltó que uno de los principales desafíos es la puesta en marcha de una nueva reforma educativa, la capacitación de profesores, una mejor ejecución de los recursos disponibles. Es imperante consensuar un pacto educativo nacional y priorizar una formación integral que prepare a las nuevas generaciones para acompañar y liderar el camino presente y futuro de nuestra patria’’, recordó.

Clericalismo, machismo y abuso de poder

El penúltimo día de la novena, estuvo a cargo del monseñor Joaquín Robledo, quien es el obispo de San Lorenzo. En su mensaje, pidió a los católicos superar el clericalismo o cualquier otra ideología que “destruya la fe y a la persona misma”. Así también, sostuvo que en nuestra sociedad hay muchos desafíos a vencer como el machismo, los abusos de poder y tantos otros problemas sociales.

Pidió dejar de lado el amor al poder para dominar, el individualismo, la violencia, la explotación al prójimo, la mirada hedonista y materialista que destruye la unidad deseada por Cristo y no dignifica al ser humano y en este sentido mejor buscar a Jesucristo.

Defensa a la vida y la familia

En el último día del novenario de la Virgen de Caacupé, el padre César Nery Villagra, delegado de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional, pidió a los fieles a que defiendan y protejan la vida y la familia en las comunidades y la sociedad en general, contra las tendencias que tratan de imponerse a nivel mundial.

Desafió a la idolatría del hombre y defendió la sociedad conyugal de los géneros diferentes y no la idolatría que pretenden imponer el punto de vista de la ideología de género. Pidió orar por la familia y la verdadera identidad humana.

Misa Central

Este viernes, se desarrollará la Misa Central en la basílica de Caacupé, con la presencia de miles de personas que asisten como todos los 8 de diciembre a oír el mensaje que dará el obispo de Caacupé, el monseñor Ricardo Jorge Valenzuela Ríos. La misa contará con la presencia del presidente de la República, Santiago Peña y la mayoría de los miembros del Gabinete, quienes escucharán por primera vez desde que asumieron sus cargos en agosto pasado, la homilía desde el púlpito de la Basílica.