Cancillería pone una misión consular en Porto Alegre para atender a paraguayos damnificados

El Ministerio de Relaciones Exteriores difundió esta tarde que «El Consulado General en Porto Alegre está trabajando en conjunto con autoridades de la Defensa Civil brasileña para la reubicación de connacionales afectados por las inundaciones. La misión consular recuerda el número de emergencia habilitado que es el +55 51-991487881».

Hace dos días, hubo denuncia por televisión de una compatriota residente en Porto Alegre sobre la falta de atención de las autoridades paraguayas a los compatriotas damnificados en el Estado de Río Grande do Sul y su capital, Porto Alegre. En la tarde de hoy, la Cancillería respondió que está en marcha la atención a los paraguayos.

Justamente, el Consulado de Paraguay en Porto Alegre es uno de los que figuran en la lista para el cierre de sede diplomáticas en diversas partes del mundo por razones presupuestarias. Según la denuncia, la Cancillería dio plazo hasta el 30 de mayo para cerrar el local en esta ciudad. Sin embargo, justo vino la peor catástrofe natural sin precedentes en la historia para Estado de Río Grande do Sul.

Unite al canal de La Tribuna en Whatsapp

Nelly Delgado, cónsul de Paraguay en Porto Alegre, habló por Radio Chaco Boreal y dijo que la sede diplomática ya se encuentra coordinando la ayuda para 50 familias afectadas. Confirmó que existen en todo el Estado de Río Grande do Sul 3.000 paraguayos, de los cuales 1.000 están en la ciudad de Porto Alegre, ciudad que fue arrasada por las aguas.

Sin embargo, dijo que no hay paraguayos muertos ni hospitalizados porque ellos no viven en la zona céntrica de Porto Alegre donde las aguas más golpearon y destruyeron. De todos modos, indicó que el Consulado a su cargo ya está operando para ayudar a los compatriotas, especialmente en sus necesidad básicas.

Alrededor de 345 municipios, más de dos tercios de las ciudades fueron afectados por las lluvias en Rio Grande do Sul. El presidente Lula da Silva sobrevoló y observó los daños ocasionados por el clima. Pobladores armados patrullan zonas inundadas para contener el avance de los delincuentes.

El número de muertos provocados por las intensas lluvias que han azotado Rio Grande do Sul ha ascendido a 83, mientras que 111 personas siguen desaparecidas y otras 4 muertes están bajo investigación, informó la Defensa Civil del Estado en un comunicado difundido este lunes por la mañana.

Según un comunicado de la organización, eventos climáticos están afectando alrededor de 345 municipios, lo que representa más de dos tercios de las ciudades de Rio Grande do Sul, además de dejar sin hogar a más de 121.000 personas.

Las lluvias provocaron inundaciones de ríos en varias regiones del estado, además de la destrucción de carreteras y puentes. También afectaron el suministro de agua, electricidad y servicios telefónicos a cientos de miles de personas.