De regreso a las aguas: El cañonero Paraguay vuelve a navegar después de 55 años

El cañonero Paraguay volvió a navegar después de 55 años en conmemoración del final de la Guerra del Chaco (1932 – 1935). Esta vez, su objetivo es llevar ayuda humanitaria al Puerto Rosario, departamento de San Pedro. La Paz del Chaco se celebra cada 12 de junio y este año se espera que sea una conmemoración muy especial con el viaje de este buque emblemático de la Armada Nacional.

El cañonero Paraguay dejó de estar en uso tras un trágico incendio a bordo. Tras el siniestro, la embarcación quedó inutilizada, pero fue reparada y ahora zarpa en un viaje por las aguas del río Paraguay.

Durante la contienda chaqueña, el cañonero Paraguay transportó a 51,867 combatientes río arriba hasta Puerto Casado, en el Departamento de Alto Paraguay. En su regreso, transportaba prisioneros y heridos, lo que sumó un total de 81 viajes registrados.

Unite al canal de La Tribuna en Whatsapp

El principal uso del cañonero Paraguay era el transporte de material bélico y tropas paraguayas hasta Puerto Casado. Aunque nunca se enfrentó directamente a un enemigo similar, su presencia imponente y el arsenal con el que contaba lo convertían en una fuerza disuasoria significativa y moderna para su época.

El diseño de estas embarcaciones, tanto el Paraguay como el Humaitá, estuvo a cargo del Capitán de Navío José Bozzano, quien basó su tesis doctoral en estos diseños.

El cañonero Paraguay (C-1) es un acorazado de la Armada Paraguaya construido en 1930, junto a su gemelo Humaitá, en el astillero Odero de Italia.

El cañonero Humaitá, descansa en las aguas de la bahía de Asunción, frente al Palacio de López, donde ha sido convertido en el Museo Naval, un recordatorio de la historia naval de Paraguay.